El Blog

Calendario

<<   Septiembre 2006  >>
LMMiJVSD
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30  

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog

El PSOE 'internacionaliza' el chantaje criminal de ETA: Editoriales

Por Narrador - 29 de Septiembre, 2006, 10:00, Categoría: - Tregua Etarra

No crean que hemos suprimido el editorial de EL PAIS, simplemente el ‘diario independiente de la mañana’ ha elegido otros temas de mayor incidencia, por ejemplo

No dar satisfacción a ETA en la Eurocámara (Editorial de EL MUNDO)

El Parlamento Europeo celebrará el próximo día 25 de octubre un debate sobre el proceso de paz puesto en marcha por Zapatero tras la declaración de alto el fuego de ETA. La iniciativa partió del grupo socialista de la Eurocámara y fue respaldada por todos los grupos, incluido el Grupo Popular Europeo. Sin embargo, tanto el presidente del PP, Mariano Rajoy, como el portavoz en Estrasburgo, Jaime Mayor Oreja, consideran que la celebración de este debate es «un enorme error» y una «cesión injustificada a Batasuna». El líder del PPE intentó sin éxito que la sesión fuera aplazada, alegando que la fecha prevista era la que había pedido Batasuna. En efecto, la organización ilegalizada se felicitó ayer porque la Eurocámara haya cedido a sus pretensiones y saludó que los «diferentes agentes europeos» participen para «impulsar el proceso democrático del pueblo vasco». Tal y como bien dijo Rajoy, Batasuna logró ayer una victoria en su estrategia de internacionalización del que llaman «conflicto vasco». Y precisamente por ello, los socialistas españoles deben tener mucho cuidado en el debate para no caer en el juego de los proetarras. Sus portavoces han de dejar meridianamente claro que ni una organización terrorista ni su brazo político ilegalizado pueden marcar los pasos del proceso. Máxime cuando hace sólo unos días, tres pistoleros encapuchados volvieron a amenazar al Estado en nombre de ETA. Lo contrario sería darle una satisfacción política a la banda terrorista.

Editorial publicado por el diario EL MUNDO el viernes 29 de septiembre de 2006. Por su interés informativo reproducimos íntegramente su contenido.


“El debate sobre ETA en Europa” (Editorial de LA RAZON)

El PSOE lleva al Parlamento Europeo la negociación con los terroristas para reforzar sus tesis

Uno de los objetivos que se marcó el anterior Gobierno de España fue el de ilustrar con precisión los perfiles del terrorismo en Europa. Tras los atentados contra las Torres Gemelas, en pleno proceso de internacionalización de la lucha contra el terrorismo, las gestiones diplomáticas y políticas del Partido Popular (con el apoyo sin fisuras del PSOE) tuvieron como objetivo aislar a ETA y sus portavoces, explicar en consulados, embajadas, cancillerías y parlamentos, incluido el europeo, la dimensión criminal de los «políticos» de Batasuna, la vulneración sistemática de los derechos humanos que llevaban a cabo ETA/Batasuna y que la situación de anormalidad en el País Vasco se debía al totalitarismo callejero de los proetarras. Tales gestiones fueron eficaces hasta el punto de que la Unión Europea no tuvo inconveniente en incluir a HB en su lista de organizaciones criminales. Con esa iniciativa, España logró que ni ETA ni sus «embajadores» tuvieran el más mínimo apoyo oficial; que no quedaran dudas sobre la naturaleza criminal de Batasuna, su supeditación a los fines y objetivos criminales de los terroristas. Europa entendió y asumió como propias las consideraciones españolas (del PP y del PSOE) y se eliminó cualquier atisbo de comprensión a la «lucha» de los terroristas.

Cinco años después, el debate sobre ETA regresa a Europa a petición de la propia Batasuna. El grupo socialista ha recogido el guante y está dispuesto a discutir en sede parlamentaria sobre un asunto tan vidrioso como el de la negociación con ETA. Precisamente las aristas de ese proceso son las que evitan que haya debates clarificadores al respecto en el Congreso de los Diputados.

El propósito del PSOE es obtener un respaldo aún mayor para el Gobierno de Rodríguez Zapatero, pero los riesgos son elevados, dados los movimientos de Batasuna y la pretensión de que la sesión en el Parlamento Europeo acabe por convertirse en una reivindicación del derecho a la autodeterminación, sin la más mínima alusión, por ejemplo, a las víctimas del terrorismo.

Es obvio que la situación no es ahora la misma que hace cinco años, que ETA lleva tres sin matar (como le gusta recordar al presidente del Gobierno) y que la banda está en situación de alto el fuego, a pesar del agudo rebrote del terrorismo callejero, pero todo eso no debería servir para que Batasuna encuentre en Europa un altavoz para sus reivindicaciones, así como un escenario propicio para dividir aún más al PSOE y al PP, formación que ha sido incapaz de arrastrar al grupo popular europeo hacia sus posiciones.

Batasuna afirma que con este debate se «internacionaliza» el «conflicto» al tiempo que se fija un «marco de garantías» que excede la soberanía española. Tanta satisfacción debería hacer recapacitar al PSOE y al Gobierno sobre las consecuencias de la sesión que la Eurocámara celebrará el día 25 de octubre.

Editorial publicado por el diario LA RAZON el viernes 29 de septiembre de 2006. Por su interés informativo reproducimos íntegramente su contenido.


“Batasuna gana en Estrasburgo” (Editorial de ABC)

El empeño del PSOE por llevar al Parlamento Europeo el proceso de negociación con ETA carece de justificación jurídica y política. A efectos de la Unión Europea, ETA es una organización terrorista cuya única presencia ante las instituciones comunitarias debería situarse en el marco de la cooperación policial y judicial. Por otra parte, la Cámara de Estrasburgo no está pensada para servir como eco amplificador en los asuntos internos de cada país miembro. De hecho, los eurodiputados que se empecinan en plantear cuestiones de interés particular ante sus colegas suelen ser relegados a una posición secundaria por los grupos parlamentarios, que no en vano están organizados por familias ideológicas y no por orígenes nacionales. Sin embargo, el Grupo Socialista ha conseguido su objetivo al trasladar a la Cámara Europea un «proceso de paz» de cuyo desarrollo aún no ha informado el Ejecutivo en el Congreso de los Diputados, sede de la soberanía nacional, pese a las promesas que en este sentido hizo el propio José Luis Rodríguez Zapatero. Es ahí donde debe plantearse el debate sin buscar la cobertura externa de un Parlamento Europeo que, sin pretenderlo, está sirviendo a los intereses y a la estrategia de ETA/Batasuna. La tesis del PP sobre la inconveniencia del debate debería haber prevalecido en el seno del centro-derecha europeo, que se ha limitado a formular en la Conferencia de Presidentes -equivalente a la Junta de Portavoces en nuestras Cámaras- algunas objeciones menores en relación con el calendario. Pero incluso en este terreno simbólico sale ganando la tesis de Batasuna: el próximo 25 de octubre está fijada la fecha para una sesión parlamentaria que consagra la internacionalización de un asunto interno, otorga un estatus que no merece a una organización terrorista que sigue activa y plantea un lenguaje de «diálogo» y «pacificación» que sólo favorece a quienes se sitúan en contra de la democracia constitucional.

El presidente del Gobierno incumplió su palabra de comparecer ante el Parlamento al exponer antes del verano sus intenciones en una rueda de prensa celebrada en el edificio del Congreso. Esta misma semana ha utilizado una pregunta pactada casi sin debate posterior para seguir manteniendo su confianza -poco fundada- en los planes y expectativas del «proceso». Cumplido el plazo que había fijado el propio Ejecutivo, el ministro del Interior no ha informado a los portavoces parlamentarios y ya ni siquiera se aventura a fijar un nuevo plazo. El secretismo se apodera de una materia que exige por definición que se informe con lealtad a la oposición y que se transmita a la opinión pública un mensaje con la garantía de que no habrá concesiones inaceptables. Es una mala noticia que el Parlamento Europeo sea utilizado como cámara de resonancia mientras el Congreso de los Diputados sólo sirve como decorado para hacer declaraciones sin derecho a réplica.

Editorial publicado por el diario ABC el viernes 29 de septiembre de 2006. Por su interés informativo reproducimos íntegramente su contenido.