El Blog

Calendario

<<   Septiembre 2006  >>
LMMiJVSD
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30  

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog

La Fiscalía no recurre y Vera sale de prisión tras cumplir menos de la cuarta parte de su condena

Por Narrador - 15 de Septiembre, 2006, 6:30, Categoría: La Corrupción

La Fiscalía afirma que los bienes decomisados permitirán el «total resarcimiento del Estado»

MADRID.- La decisión de la Dirección General de Instituciones Penitenciarias (Ministerio del Interior) de dar el tercer grado a Rafael Vera no podrá ser revisada por los jueces, ya que la Fiscalía no recurrirá.

El fiscal de Valladolid, que por dos veces se opuso a que Vera disfrutara de un régimen penitenciario más severo que el tercer grado, ha acordado ahora no recurrir su clasificación en régimen abierto, que se produce sin haber cumplido de forma efectiva ni la cuarta parte de la condena.

Rafael Vera, ex secretario de Estado para la Seguridad en los gobiernos de Felipe González, ingresó en prisión el 16 de febrero de 2005 tras ser condenado a siete años de cárcel por malversar 3,7 millones de euros procedentes de los fondos reservados del Ministerio del Interior. El fallo consideró probado que Vera se quedó para sí con, al menos, 141 millones de pesetas (847.427 euros) y que repartió entre sus subordinados otros 482 millones de pesetas (2,9 millones de euros).

Ha accedido al régimen abierto o tercer grado tras haber cumplido de forma efectiva poco más de seis meses de privación de libertad, ya que desde agosto de 2005 disfrutaba de un excepcional régimen de salidas de la cárcel acordado por la Administración Penitenciaria y convalidado por la Sección Quinta de la Audiencia de Madrid, la que le condenó.

Con el visto bueno del fiscal general, Cándido Conde-Pumpido, el fiscal jefe de la Audiencia de Valladolid, Luis María Delgado, anunció ayer que no recurrirá la concesión del tercer grado a Vera.

El régimen abierto fue otorgado por la Dirección General de Instituciones Penitenciarias, dependiente del Ministerio del Interior, el pasado 11 de agosto, tras una propuesta unánime de la Junta de Tratamiento de la prisión de Segovia.

Vera vivirá fuera de la cárcel y estará controlado por un sistema telemático de voz, mediante llamadas telefónicas aleatorias. Además, estará obligado a presentarse determinados días en un centro de régimen abierto.

Según un comunicado oficial, tras el examen del expediente administrativo la Fiscalía ha considerado «ajustada a Derecho» la progresión de grado.

A su parecer, «concurren los requisitos exigidos por la legislación penitenciaria para dicha progresión, entre ellos, el de encontrarse cubiertas las responsabilidades civiles derivadas del delito y, específicamente, las cantidades de dinero público de las que Rafael Vera se apropió».

Responsabilidad civil

La Fiscalía destaca que están decomisados bienes propiedad de Rafael Vera «en cuantía suficiente para garantizar el total resarcimiento del perjuicio causado al Estado».

Según ha sabido este periódico, en el procedimiento consta que las dos fincas que Vera adquirió con el dinero público del que se apropió, una en Torrelodones (Madrid) y otra en Alpera (Albacete), han sido decomisadas por la Justicia y devueltas al Estado, que es el que figura en los registros de la propiedad como titular de las mismas desde mayo y marzo de 2005, respectivamente.

La Audiencia de Madrid ordenó tasar las dos fincas para determinar si con su valor se cubre la responsabilidad civil de Vera. Hasta el momento sólo se ha realizado la tasación pericial de la finca de Torrelodones (residencia familiar de Vera todavía en la actualidad), cuyo valor ha sido estimado en 1,9 millones de euros.

Esta cantidad es, de sobra, suficiente para satisfacer la responsabilidad civil por el dinero del que Vera se adueñó para sí, pero no sería bastante para atender a la responsabilidad solidaria que tiene con Luis Roldán (2,3 millones de euros por los fondos reservados de los que se apropió el ex director de la Guardia Civil). No obstante, el valor previsible de la finca de Albacete permitirá la reparación total del daño causado al Estado por la cúpula socialista de Interior.

El comunicado oficial no hace referencia a otras variables que la ley obliga a tener en cuenta para la clasificación penitenciaria, especialmente la relativa a la duración de la pena y al tiempo de cumplimiento de la misma.

De una condena a siete años de cárcel, el ex número dos de Interior sólo ha estado en prisión de forma continuada seis meses. El 4 de agosto de 2005, la Administración Penitenciaria aprobó un régimen mixto entre el segundo y el tercer grado que permitió a Vera salir de prisión seis horas diarias de lunes a jueves, aparte de los permisos.

Este régimen fue autorizado por el Juzgado de Vigilancia Penitenciaria en septiembre de 2005. Pero la misma Fiscalía de Valladolid, que ahora no impugna el acceso de Vera al régimen abierto, recurrió en aquel momento lo que consideró un «tercer grado encubierto», y eso que la modalidad penitenciaria que se le impuso era más severa que la actual, dado que las salidas de la cárcel se limitaban a seis horas diarias durante las que Vera debía permanecer en su domicilio.

El 18 de noviembre de 2005, la Audiencia desestimó el recurso del fiscal y confirmó el régimen mixto acordado por la prisión.

El 2 de marzo pasado, la Administración Penitenciaria dio un paso más a favor de Vera y amplió su régimen de salidas. Podía estar fuera de la cárcel de sábado a jueves, con un seguimiento telemático a través de una pulsera.

Hace sólo seis meses, la Fiscalía de Valladolid informó desfavorablemente la medida y el juez de vigilancia penitenciaria no la aprobó. No obstante, un recurso de Vera prosperó ante la Audiencia de Madrid, que autorizó el régimen de salidas del que ha disfrutado hasta el pasado agosto.

Una información de Maria Peral publicado en el diario EL MUNDO el viernes 15 de septiembre de 2006. Por su interés informativo reproducimos íntegramente su contenido.