El Blog

Calendario

<<   Septiembre 2005  >>
LMMiJVSD
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30   

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog

Zapatero en la ONU: Ni una Mala Palabra ni una Buena Acción

Por Sin Pancarta - 28 de Septiembre, 2005, 6:56, Categoría: Naciones Unidas

Ayer les ofrecíamos los discursos más destacados de la Asamblea General. Les he ahorrado el de Chavez aunque como punto de humor podía valer. Hoy han podido leer más intervenciones de nuestro ‘Presidente Accidental’. El fracaso ha sido rotundo. No podía ser de otra forma. Muy bueno lo de firmar el acuerdo contra la pobreza para inmediatamente renunciar a su cumplimiento. Tampoco está mal lo de anunciar ayudas para un plazo de 20 años, otra idea ZP.

LOS TITULARES

Annan admite el fracaso en la reforma de la ONU (El País, El Mundo, Avui)

Zapatero afirma que la guerra “más noble” es la que se libra contra la pobreza (El

País, El Mundo, Avui)

La ONU arrincona aún más al terror (La Vanguardia)

El Rey defiende el papel de la ONU como única vía para frenar el terror internacional (La Vanguardia, El Mundo, La Razón)

Bush: “Contra el terrorismo no bastan las armas, hay que vencer la batalla de las ideas (ABC, La Razón)

El Gobierno español “celebra” el apoyo de Annan a su alianza de civilizaciones (ABC)

Zapatero rechaza gravar los billetes de avión como ayuda al desarrollo (ABC)

Toneladas de palabras contra la pobreza (La Razón)

LA INFORMACION

El presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, declaró ayer ante la ONU que "la lucha contra la pobreza es la guerra más noble que la humanidad puede librar" y que, en ella, "el Gobierno y el pueblo español se batirán en primera línea". Zapatero abogó por buscar "instrumentos financieros innovadores" para ayudar al desarrollo y dijo que España aportará 240 millones de dólares para comprar vacunas en 20 años. En la conferencia de prensa posterior, Zapatero defendió que cada país adopte las medidas que considere más oportunas para contribuir a la lucha contra la pobreza, pero explicó que la propuesta de crear una tasa para los pasajes de avión no es una prioridad de España. EL MUNDO destaca que Zapatero "se desmarca" de la propuesta de la Alianza contra el hambre -grupo integrado por Brasil, Francia, Chile, España y Alemania- de gravar los pasajes para paliar la pobreza. Es decir hace anuncios a 20 años vista y minutos después de firmar un acuerdo anuncia su incumpliendo. No está mal. Esta debe ser la política del ‘Presidente Accidental’ donde el compromiso dura minutos.

El Rey destacó ayer en Naciones Unidas el compromiso "firme y decidido" de España con un multilateralismo "eficaz", y dijo que "ningún Estado puede pretender resolver por sí solo los retos y peligros comunes" que amenazan la convivencia y el bienestar. En su discurso, Don Juan Carlos abogó por una organización renovada, ya que es el "más poderoso e influyente instrumento de multilateralismo" con el que cuenta la comunidad internacional. El Rey afirmó que el terrorismo, la proliferación de armas de destrucción masiva, el comercio ilícito de armas o las graves violaciones de los derechos humanos y del derecho internacional, requieren una respuesta "decidida, colectiva y solidaria". Loo dicho: algún día alguien debe explicar las razones por las que el Jefe del Estado asume el discurso partidista de ZP como propio.

Los Reyes y el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, se reunieron con el secretario general de la ONU, Kofi Anan. La entrevista estuvo centrada en los objetivos que España se ha marcado para la próxima Cumbre Iberoamericana, que se celebrará en Salamanca.

El secretario general de la ONU, Kofi Annan, admitió ayer en el discurso inaugural de la Asamblea General un cierto fracaso de la organización al no abordar las "reformas globales y básicas" necesarias para abordar los retos del siglo XXI, según constatan en sus informaciones EL PAIS, EL MUNDO y EL PERIÓDICO. Annan, que el día anterior consideró que el documento de mínimos consensuado era "un paso adelante", lamentó ayer que "las profundas diferencias entre algunos países" hayan imposibilitado la reforma de la organización. Asimismo, resaltó que "el mayor fracaso" ha sido la incapacidad para alcanzar "un compromiso de no proliferación y de desarme nuclear". En cualquier caso, insistió en que la cumbre debe ser "sana y efectiva" e hizo una llamada de atención a la unidad internacional para "extender la paz, construir una nación, democratizar o responder a una catástrofe natural". Al respecto, señaló, en alusión al huracán Katrina, que se ha podido ver que ni el país más poderoso "puede tener éxito sólo"… Lo de siempre.

En relación con el documento que se aprobará en la cumbre, el Alto Representante para la Seguridad y Política Exterior de la UE, Javier Solana, consideró que es "suficiente para seguir avanzando". Solana opinó que lo importante es que se ha abierto "un camino por el que se pueden dar los siguientes pasos".

El presidente de EEUU, George W. Bush, centro su intervención en la guerra contra el terrorismo, después de agradecer el apoyo prestado por los países que han ofrecido ayuda para paliar los efectos del Katrina. El mandatario estadounidense advirtió de que para combatir al terrorismo no bastan las armas, sino que hay que vencer "la batalla de las ideas". A su juicio, "mirar hacia otro lado o ignorar la opresión de otros" no da ninguna seguridad y añadió que "o se difunde la esperanza o se extiende la violencia". En este sentido, dijo que a los países que "patrocinan el terrorismo y tratan de conseguir el arma de destrucción masiva" hay que enviarles un claro mensaje: "no se va a permitir que amenacen la paz y la estabilidad del mundo".

Por otro lado, Bush (como pudieron aquí) ofreció la eliminación de tarifas comerciales y subsidios agrarios en EEUU para estimular el desarrollo "si otros países hacen lo mismo". En su opinión, el libre comercio es la "clave para los países más pobres".

El primer ministro británico, Tony Blair, afirmó que "no se debe subestimar la amenaza del terrorismo", que no sólo se lleva vidas en Iraq, sino también en los países desarrollados. El presidente de Rusia, Vladímir Putin, dijo que la tarea de los líderes mundiales "es crear un frente común" para luchar contra la lacra del terrorismo.

Mientras, el presidente iraní, Mohamed Ahmadineyad, instó a acometer una reforma en profundidad del Consejo de Seguridad de la ONU para permitir a los países musulmanes ser miembros de este organismo. En su disertación en la cumbre mundial, afirmó que, de acuerdo con la carta fundacional, los Estados son iguales en derechos, por lo que consideró que "tener más poder o más riqueza no debería dar más atribuciones a ningún miembro". Por ello, dijo que el Consejo de Seguridad debe mostrar un "equilibrio lógico y democrático", de modo que representantes de todos los continentes y las principales civilizaciones tengan asientos permanentes.

El Consejo de Seguridad de la ONU instó ayer a la comunidad internacional a promulgar leyes para prohibir la incitación al terrorismo y a fortalecer las políticas para prevenir conflictos, especialmente en África. En coincidencia con el inicio de la cumbre mundial que marca el 60 aniversario de la ONU, lo quince miembros del Consejo adoptaron estas dos resoluciones, promovidas por el Reino Unido. Al respecto, LA VANGUARDIA subraya que "la ONU sólo cierra filas para acosar el terrorismo".

En la sesión de la Asamblea General, Annan dijo que el terrorismo constituye "un ataque a los valores de la ONU" y recordó que propuso una estrategia antiterrorista global para la ONU en la cumbre que se celebro en Madrid en marzo.

LOS EDITORIALES

“Subasta de buenas intenciones”, El Mundo. Opina que “Tanto Zapatero como Bush demostraron ayer su capacidad para adaptarse rápidamente a la filosofía imperante en la ONU, donde abundan los magnos principios y las bellas palabras pero no su concreción en la práctica. (...) Zapatero hizo gala de magnificas intenciones y garantizó ante la Asamblea General que “el Gobierno y el pueblo español quieren batirse en primera línea en la guerra contra el hambre y la pobreza”. Sin embargo simultáneamente, el presidente del Gobierno se descolgaba de la propuesta estrella de su Alianza contra el Hambre y la Pobreza, consistente en gravar los billetes de avión para ayudar a los países pobres. (...) Una reprimenda de última hora por parte del Ministerio de Economía español, contrario a volver a caer en la trampa de los impuestos indirectos, y menos aún gravando a un sector que no pasa por sus mejores momentos, llevó a la delegación española a desdecirse de aquello que ya había firmado”.

La ONU del siglo XXI”, ABC. Señala que “La asignatura pendiente de las Naciones Unidas es la reforma del Consejo de Seguridad, el ente encargado de mantener la paz y la seguridad internacionales. La actual composición del organismo es obsoleta. El desafío de la comunidad internacional no son los totalitarismos de Hitler o Mussolini, como cuando en 1945 fue creada la ONU, sino la amenaza terrorista en cualquier modalidad, los arsenales nucleares mal manejados, la pobreza creciente o el calentamiento global. De ahí que el Consejo de Seguridad debería dar cabida, entre sus miembros permanentes, a países como la India, el Japón o el Brasil, que es la potencia de Iberoamérica. O darle más juego a la Unión Europea como un todo. Gran parte de esos asuntos han debido ser resueltos en esta cumbre de las Naciones Unidas. Más aún cuando la organización ha caído en el descrédito tras el escándalo de corrupción del programa “Petróleo por Alimentos”, en el que estuvo involucrado un hijo del secretario general. Habrá que esperar, pues, a que la propia ONU impulse los cambios desde dentro. Esa parece ser la única salida para luego poner de acuerdo a 191 países. El mundo necesita de la organización, y la necesita sólida. Porque, más allá de sus deficiencias, ninguna otra cumple tantas y tan variadas funciones”.

“Una propuesta audaz contra la pobreza”, La Razón. Es sorprendente que mientras Europa sigue aferrada a un concepto de ayuda al desarrollo más próximo a la limosna que a la justicia, sea un presidente de EEUU quien proponga la supresión de esos aranceles tras los que se parapetan el egoísmo y la insolidaridad de los países industrializados, sobre todo de los europeos. Se podrá criticar a Bush de simplificar la solución a los graves problemas que padecen los países subdesarrollados cuando afirma que “la eliminación de las barreras comerciales supondrá sacar a millones de personas de la pobreza para 2015”. Pero es una propuesta que suscita más adhesiones entre los países pobres que entre los ricos, y eso es todo un síntoma.

La ONU, floja y maniatada”, El Periódico. Sostiene que “Sería un error culpar de la crisis de la ONU sólo a la política de Bush, ayer conciliador con la asamblea quizá por estar él en horas bajas. El problema es más profundo. Los estados poderosos no quieren perder su papel de intocables ni someterse al control de la mayoría internacional. Y sus dirigentes dilatan la respuesta global a problemas tan urgentes como la miseria en el Tercer Mundo, el cambio climático, la proliferación nuclear o el riesgo de conflicto entre civilizaciones”.

La ONU del siglo XXI”, EL CORREO. A pesar de los errores, no hay que olvidar ni los logros conseguidos ni que la ONU es sencillamente lo que la comunidad internacional ha querido que sea. Y, a día de hoy, sigue siendo la mejor herramienta multinacional con la que mejorar colectivamente la seguridad y prosperidad de nuestro planeta.

La ONU no es reinventa”, AVUI. Apunta que la reforma de la ONU que va a inspirar hace unos meses Kofi Annan ha fracasado. El secretario propuso inicialmente un proyecto ambicioso que incluía cambios profundos en la organización interna de la institución y unos compromisos concretos en el cumplimiento de los Objetivos del Milenio. A la hora de enhebrar la aguja se ha vuelto a constatar que es fácil proponer mejoras pero muy difícil concretarlas. Los jefes de Estado y de gobierno reunidos en las Naciones Unidas han tenido que hacer gestos para no constatar la defunción de un instrumento que ha ido perdiendo autoridad y operatividad. El rechazo total a asumir cualquier cambio habría implicado una derrota que ninguno está dispuesto a aceptar. Por eso la propuesta de reforma de Annan se ha transformado en una gran declaración de buenas intenciones.

PRENSA INTERNACIONAL

El diario estadounidense The New York Times dedica editorial titulado ”Palabras esperanzadoras respecto a ayudar a los pobres“. Señala: “Ayer, Bush declaró: ‘Los Estados Unidos están dispuestos a eliminar todos los aranceles, subvenciones y otras barreras para liberar el flujo de bienes y servicios mientras otros países hagan lo mismo” y apunta: “Eran exactamente las palabras adecuadas y las aplaudimos. Ahora pongámonos manos a la obra. El mundo está esperando”.

El diario británico Financial Times publica editorial bajo el titular: “Fracaso de la Cumbre ante una oportunidad histórica”. Destaca que “el discurso de Bush ante las Naciones Unidas ofrece esperanzas para el futuro... Pero Estados Unidos debe entender que no puede liderar por imposición y que para conseguir más reformas en la ONU tiene que dar más de lo que hasta ahora ha estado dispuesto”.

El diario alemán Frankfurter Allgemeine Zeitung titula editorial: “Amargura en Nueva York”. Considera que, “sin duda alguna, Kofi Annan ha sido el gran perdedor de estos días. Primero se le criticó de una manera destructiva su capacidad de gestión para luego reducirle a un mínimo su agenda de reformas”.

Süddeutsche Zeitung, bajo el titular “El mundo de los egoístas”, se pregunta si “habría sido más inteligente ser menos ambiciosos. Puesto que Annan y los Estados que le apoyan vincularon la agenda de reformas a la celebración del 60 aniversario de la ONU, generaron una presión moral y política. Se pensaba que esta cumbre conmemorativa no debía ni podía concluir sin que en ella se llegara a un gran acuerdo. Y esto es justamente lo que ha pasado “.

La Croix, de Paris: "A Naciones Unidas le va como a la Unión Europea. Está tan instalada en el panorama político que no queda espacio para soñar. Se ha olvidado la esperanza de paz que representaban al momento de su fundación hace 60 años. Hay muchas quejas sobre su compleja organización, su falta de movilidad, sus errores. Pero el mundo no es por desgracia un puerto de paz. Guerras y genocidios han acabado con pueblos completos. No se ha logrado erradicar la pobreza y tampoco en el aspecto del sector salud se han logrado grandes avances. Pero que pasaría si revertimos los argumentos: ¿qué sería el mundo sin la ONU?

Tages-Anzeiger, de Ginebra: "El intento de Estados Unidos de tratar de imponerle al mundo su línea y en el peor de los casos hacer fracasar la cumbre, posiblemente le valga puntos a nivel nacional. Pero es de temerse que Estados Unidos pierda a sus últimos aliados. Hasta los diplomáticos británicos más cercanos a los estadounidenses critican sus maniobras. El mundo obviamente siempre sigue adelante. Se han logrado algunas buenas bases para la reforma de la ONU, y la Unión Europea se ha comprometido a aportar grandes sumas para el apoyo a África. Pero las Naciones Unidas mismas no tienen ningún motivo para festejar."

De Morgen, de Bruselas: "Aún peor resulta lo que ha sucedido con las metas del milenio. Todos coinciden en que hay que reducir la pobreza hasta el 2015. Hay que sacar adelante a los miles de millones de personas que sobreviven con menos de un dólar al día, que no cuentan con agua potable y que no pueden enviar a sus niños a la escuela. Pero cuando se trata de incrementar los donativos para impulsar la ayuda, la respuesta es un "no" retundo."