El Blog

Calendario

<<   Septiembre 2005  >>
LMMiJVSD
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30   

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog

17 de Septiembre, 2005

Declaraciones del Gobierno Vasco

Por Narrador - 17 de Septiembre, 2005, 18:20, Categoría: Gobierno Vasco

Les ofrecemos las reacciones oficiales del nacionalismo vasco sobre la solución de contenciosos pendientes que no entran dentro del grupo definido como "Déficit Sanitario". Es decir: una parte del peaje que el "Presidente Accidental" debe abonar por el probable apoyo de la formación vasca en el Congreso de los Diputados, el montante económico por definirlo de algún modo. Nos hubiese gustado ofrecer también la versión del ejecutivo central, pero como viene siendo habitual esta no existe… Debe ser el nuevo modelo de discreción.

Presidencia del Gobierno Autónomo Vasco

Sábado, 10 de septiembre de 2005

EL GOBIERNO ESPAÑOL ACEPTA LA PROPUESTA REALIZADA POR EL LEHENDAKARI

Nota de Prensa

El Gobierno español ha manifestado su voluntad política de aceptar la propuesta realizada por el Lehendakari en la Conferencia de Presidentes Autonómicos celebrada hoy en el Senado de Madrid y reconoce, por tanto, el derecho de Euskadi a participar de todas aquellas ampliaciones presupuestarias que con carácter extraordinario ha realizado o realice el Gobierno español para financiar la Sanidad en el conjunto del Estado.

El reconocimiento de este derecho implica que el País Vasco se minorará del Cupo el 6,24 por ciento de las citadas partidas presupuestarias extraordinarias.

El Gobierno Vasco desea manifestar que este hecho debe resolver de forma automática las discrepancias y el conflicto que sobre el Cupo han mantenido la Administración vasca y la española desde el año 2003.

En cualquier caso, el órgano legalmente facultado para que esta manifestación de voluntad política de aceptación de la propuesta del Gobierno Vasco realizada por el Lehendakari adquiera rango de acuerdo entre ambas administraciones es, en lo que respecta a Euskadi, la Comisión Mixta de Concierto Económico, como lo es, en el caso de las comunidades autónomas de régimen común, el Consejo de Política Fiscal y Financiera.

La aplicación de las medidas de carácter económico y financiero se realizará, por tanto, de acuerdo con el específico sistema de financiación de Concierto Económico que tiene Euskadi.

Partido Nacionalista Vasco

Sábado, 10 de septiembre de 2005

EL GOBIERNO ESPAÑOL MANIFIESTA EN LA CONFERENCIA DE PRESIDENTES SU VOLUNTAD DE ACEPTAR LA PROPUESTA REALIZADA POR EL LEHENDAKARI

Nota de Prensa

El Gobierno español ha manifestado su voluntad política de aceptar la propuesta realizada por el Lehendakari en la Conferencia de Presidentes Autonómicos celebrada hoy en el Senado de Madrid y reconoce, por tanto, el derecho de Euskadi a participar de todas aquellas ampliaciones presupuestarias que con carácter extraordinario ha realizado o realice el Gobierno español para financiar la Sanidad en el conjunto del Estado.

El reconocimiento de este derecho implica que el País Vasco se minorará del Cupo el 6,24 por ciento de las citadas partidas presupuestarias extraordinarias.

 El Gobierno Vasco ha manifestado "que este hecho debe resolver de forma automática las discrepancias y el conflicto que sobre el Cupo han mantenido la Administración vasca y la española desde el año 2003".

En cualquier caso, el órgano legalmente facultado para que esta manifestación de voluntad política de aceptación de la propuesta del Gobierno Vasco realizada por el Lehendakari adquiera rango de acuerdo entre ambas administraciones es, en lo que respecta a Euskadi, la Comisión Mixta de Concierto Económico, como lo es, en el caso de las comunidades autónomas de régimen común, el Consejo de Política Fiscal y Financiera.

La aplicación de las medidas de carácter económico y financiero se realizarán, por tanto, de acuerdo con el específico sistema de financiación de Concierto Económico que tiene Euskadi.

Partido Nacionalista Vasco

Sábado, 10 de septiembre de 2005

IMAZ: "ES POSITIVO SIEMPRE QUE SE MATERIALICE LA VOLUNTAD MOSTRADA"

Nota de Prensa

El presidente del EBB, Josu Jon Imaz, ha recibido con prudencia la voluntad política demostrada por el Gobierno Español en la Conferencia de Presidentes Autonómicos en relación al derecho de Euskadi a participar en los incrementos de la financiación de la Sanidad en el conjunto del Estado. El líder del partido nacionalista ha afirmado que "será positivo siempre que la voluntad política mostrada se acuerde y materialice en la Comisión Mixta del Concierto Económico".

Con todo, Imaz ha pedido prudencia por cuanto que la experiencia anterior que tenemos es negativa. El presidente del EBB ha recordado que "una voluntad política similar fue la que mostró el Gobierno de Zapatero hace un año y que luego no se ha cumplido".

Estas declaraciones las ha realizado el presidente del EBB en Barcelona con motivo de la reunión de Galeuska que junto a CIU y BNG se ha celebrado coincidiendo con la Diada de Cataluña.

Partido Nacionalista Vasco

Domingo, 11 de septiembre de 2005

IMAZ: "ESPERO QUE EL ACUERDO SOBRE EL CUPO CULMINE EN PRÓXIMOS DÍAS PARA SENTARSE A NEGOCIAR PRESUPUESTOS DEL ESTADO"

Nota de Prensa

El presidente del EBB de EAJ- PNV, Josu Jon Imaz, ha señalado que espera que "el acuerdo para resolver los conflictos del Cupo, la ampliación de la Ertzaintza y el pago de las facturas del Prestige culmine definitivamente" en los próximos días para "dar por cerrada esta asignatura" y poder sentarse a negociar los presupuestos generales del Estado. Además, ha afirmado que la negociación sobre las cuentas públicas no será "fácil", pero ha asegurado que su partido mantendrá "la mejor voluntad para llegar a un acuerdo".

Precisamente, la pasada semana el Ministerio de Hacienda se puso en contacto con la formación jeltzale para reunirse la próxima semana con el fin de hablar sobre el proyecto de presupuestos generales del Estado.

Josu Jon Imaz ha recordado que, desde un principio, su partido ha puesto como condición para sentarse a hablar con el PSOE las cuentas públicas que se cumpliese "la palabra dada" sobre el Cupo, la Ertzaintza y el Prestige.

Partido Nacionalista Vasco

Domingo, 11 de septiembre de 2005

EL GOBIERNO VASCO SE MUESTRA SATISFECHO POR DAR POR "ZANJADO EL LITIGIO" DEL CUPO

Nota de Prensa

La portavoz del Gobierno vasco, Miren Azkarate, ha dado hoy por "zanjado el litigio" abierto con la Administración central desde 2003 en torno Cupo, después del consenso básico que ayer se alcanzó en la Conferencia de Presidente Autonómicos.

En una entrevista concedida a RNE, Azkarate ha destacado que ayer se reconoció a la Comunidad Autónoma vasca y a Navarra "el derecho a participar en cualquier ampliación presupuestaria que, con carácter extraordinario se haga para financiar la Sanidad".

Preguntada sobre si existía un acuerdo político entre los Gobiernos central y vasco antes de la celebración ayer de la II Conferencia de Presidentes autonómicos, Miren Azkarate ha señalado que, si se entiende acuerdo político como "la palabra y el compromiso" dados por el presidente del Gobierno central, José Luis Rodríguez Zapatero, "sí lo había", aunque ha precisado que "eso se tenía que concretar".

Además, ha recordado las palabras de Zapatero tras el encuentro en el Senado, cuando aseguró que se había alcanzado un "consenso básico", que tendrá que convertirse en un "documento escrito que se firme como compromiso" el próximo martes en la reunión que mantendrá el Consejo Fiscal y Financiero. 

Más Cesiones ante el PNV

Por Narrador - 17 de Septiembre, 2005, 15:37, Categoría: Gobierno Vasco

Nueva cesión del ‘Presidente Accidental’ en aras de obtener los votos del PNV en el Congreso de los Diputados. Esta vez es la cesión sobre el ‘conflicto del Cupo’, de la liquidación de los últimos años. Ibarretxe salió satisfecho de la Conferencia de Presidentes, según una nota difundida por su Gabinete en la que se felicita de que el País Vasco pueda participar de los fondos extraordinarios que el Gobierno central aporte, vía Presupuestos Generales del Estado, a la financiación de la sanidad. En la nota, se dan por concluidas "de forma automática" las discrepancias y el conflicto que sobre el Cupo han mantenido ambas administraciones en los últimos dos años.

EL MUNDO

Domingo, 11 de septiembre de 2005

IBARRETXE DA POR ADQUIRIDO EL DERECHO A REDUCIR EL CUPO VASCO

Angeles Escriva

Asegura que Zapatero tiene la «voluntad política» de incluir al Gobierno de Vitoria en las partidas extraordinarias

MADRID.- El principio de acuerdo alcanzado ayer sobre la financiación de la sanidad en la conferencia de presidentes parece haber limado, en principio, las asperezas entre el Gobierno vasco y el central por obra y gracia de una simple posdata solicitada por el lehendakari y añadida al final del documento en el que se recoge la oferta gubernamental a todas las Comunidades Autónomas.

En una nota de prensa emitida tras la reunión y cuidadamente cautelosa, el Ejecutivo de Vitoria se congratuló por la voluntad política manifestada por el Gobierno español de aceptar la propuesta realizada por el lehendakari por la que «se reconoce el derecho de Euskadi a participar en todas aquellas ampliaciones presupuestarias que con carácter extraordinario realice el Gobierno español para financiar la Sanidad en el conjunto del Estado».

Según el Gobierno vasco, el reconocimiento de este derecho implica que esta comunidad autónoma, con un régimen propio de financiación recogido en el Concierto económico, se minorará -reducirá- del Cupo, el 6,24% de las citadas partidas presupuestarias extraordinarias destinadas a Sanidad.

El Ejecutivo de Vitoria da por sobreentendido o advierte de que este acuerdo «debe resolver de forma automática las discrepancias y el conflicto que sobre el Cupo han mantenido ambas administraciones -la cantidad que la Comunidad Autónoma Vasca paga al Estado por los servicios que éste le presta en competencias no transferidas- han mantenido ambas administraciones desde el año 2003» y que en estos momentos se eleva a 52 millones de euros.

La frase por la que el lehendakari entiende que todos estos derechos están o deben estar reconocidos viene recogida en una llamada al final del cuadro económico repartido a los asistentes en la que se asegura que a la cifra de 1700 millones correspondientes al total de la aportación del Estado sin anticipos habrá que añadirle «la cantidad que le corresponderá a las Comunidades Forales en aplicación de sus regímenes específicos».

Aparcadas han quedado las airadas -y estratégicamente oportunas- palabras de la vicelehendakari Idoia Zenarruzabeitia, pronunciadas apenas 48 horas antes de la Conferencia y después de su reunión con el ministro Jordi Sevilla. El titular de Administraciones Públicas había asegurado que el acuerdo estaba cerrado y que quedaba sólo la concreción técnica, pero Zenarruzabeitia, receló abiertamente de la sinceridad del Gobierno de cumplir con compromisos que el propio Zapatero había adquirido en el conflicto del Cupo, de la financiación de la Ertzaintza y de los gastos del Prestige, y pidió que el Ejecutivo pusiera por escrito sus intenciones.

Han sido aparcadas, pero sólo por el momento, porque, a pesar de que el Gobierno de Vitoria ha considerado conveniente «vender» que el Gobierno central ha aceptado estas propuestas al encontrarse con la firmeza del Ejecutivo vasco y que de este compromiso se deducen ventajas indudables y ajustadas a derecho para los ciudadanos de la CAV, la decisión en firme todavía no está adoptada.

Por esta razón, por si acaso, la nota de la Lehendakaritza tuvo buen cuidado en recordar que, «el órgano legalmente facultado para que esta manifestación de voluntad política adquiera rango de acuerdo es la Comisión Mixta del Concierto Económico» cuya fecha de reunión será fijada la semana que viene por Zenarruzabeitia y el ministro Sevilla.

No pudo haber mayores precisiones de lo ocurrido en la reunión porque el lehendakari Ibarretxe fue el único presidente autonómico que no ofreció una rueda de prensa al finalizar el encuentro. Su intervención en el interior fue breve, de apenas 30 segundos en los que aseguró que daría su visto al planteamiento del Gobierno si se tenía en cuenta su propuesta y tuvo tiempo de bromear asegurando que prefería no robar tiempo al resto de los presentes. Fue una actitud que despertó la susceptibilidad de los presidentes populares que dieron por hecho que Ibarretxe había accedido a información previa de la que ellos carecían.

No almorzó con el Rey

Tras la Conferencia, permaneció en el despacho del vicepresidente del Senado, Iñaki Anasagasti, escuchando atentamente junto a una sola asesora, la rueda de prensa que ofreció el presidente del Gobierno.

A la salida, y a preguntas de los escasos periodistas que le habían localizado, se limitó a manifestar que la propuesta significará «una minoración del Cupo», quiso evitar la polémica asegurando que los presidentes autonómicos sólo habían acudido al Senado para hablar de Sanidad y no sobre otros asuntos pendientes, y eludió realizar una valoración de la Cumbre autonómica.

El lehendakari Ibarretxe llegó a la Cámara alta a las 9.30 de la mañana y permeneció unos minutos conversando con el presidente de la institución, Javier Rojo, sobre la Cumbre de Bilbao, a la que asistirán todos los presidentes hispanoamericanos y que tendrá lugar a finales del próximo mes.

Fue uno de los tres presidentes que no se quedó al almuerzo ofrecido por el Rey Juan Carlos aunque sí se desplazó hasta el Palacio Real para saludarlo. Según fuentes de la Lehendakaritza, el presidente vasco había adquirido de manera previa un compromiso personal que no consideraron oportuno precisar pero que le obligaba a regresar a Euskadi de inmediato.

EL PAIS

Domingo, 11 de septiembre de 2005

EUSKADI ACEPTA LA NUEVA FINANCIACIÓN Y CONSIDERA TERMINADO EL CONFLICTO DEL CUPO 

P. G. D.

Bilbao - El lehendakari Ibarretxe salió satisfecho de la conferencia, aunque no se quedó a la comida con los Reyes, porque se reconoce el derecho a que Euskadi participe de los fondos extraordinarios que el Gobierno central aporte, vía Presupuestos Generales del Estado, a la financiación de la sanidad. Este reconocimiento supondrá además la resolución del conflicto sobre el Cupo, que enfrenta desde 2003 a los Gobiernos de Madrid y Vitoria, y el desbloqueo para que el PNV entre a negociar su eventual apoyo a los Presupuestos de 2006.

En virtud del Concierto Económico, el País Vasco podrá descontarse del Cupo (la cantidad anual que paga al Estado por las competencias no transferidas) la parte que le corresponde de la cantidad extra que aporte el Gobierno; concretamente, un 6,24%, que el porcentaje en que hace 25 años se estimó el peso de la economía vasca en la española. El mismo derecho rige para Navarra, que comparte régimen foral con el País Vasco.

En un comunicado emitido por la tarde, la Presidencia del Gobierno vasco destacó que el contenido de la propuesta presentada por Rodríguez Zapatero reconoce "el derecho de Euskadi a participar de todas aquellas ampliaciones presupuestarias que con carácter extraordinario ha realizado o realice el Gobierno español para financiar la sanidad en el conjunto del Estado". Esta admisión, añade, "debe resolver de forma automática" el conflicto que ambas Administraciones mantienen sobre el Cupo, ya que el mismo principio debería aplicarse a la causa que lo motivó. Se trata de la discusión técnica en la liquidación del Cupo de 2002 sobre si el País Vasco, que financia sus competencias mediante el Concierto, tenía derecho o no a participar de la aportación extraordinaria hecha por el Gobierno al resto de las comunidades al culminar el traspaso de la sanidad.

Comisión mixta

La discusión se enconó cuando en mayo de 2003 Vitoria se descontó unilateralmente del Cupo la cantidad que reclamaba (32,5 millones, elevados más tarde a cerca de 50), y llevó al Gobierno del PP a restar la misma cantidad de otras aportaciones financieras giradas a Vitoria. Esto dio lugar a una guerra de descuentos trimestrales que se ha prolongado hasta ahora.

El acuerdo que le da fin debe ser sellado en la Comisión Mixta del Concierto, el órgano bilateral para las relaciones financieras entre ambas Administraciones. En la misma reunión se cerrará también el asunto pendiente de la financiación de la ampliación de la Ertzaintza en 500 agentes y el pago de los gastos (alrededor de 60 millones) ocasionados por el Prestige, sobre los que ya existía un principio de acuerdo. Esta solución, apalabrada por Zapatero hace un año a cambio del apoyo del PNV a la Ley de Estabilidad Presupuestaria, era el requisito impuesto por los peneuvistas para sentarse esta semana a negociar con el PSOE un eventual apoyo a los Presupuestos.

DEIA

Domingo, 11 de septiembre de 2005

UN CONFLICTO INNECESARIO 

Editorial

El Senado acogía la denominada "Cumbre de presidentes" en la que el presidente del Gobierno español llevó su fórmula de financiación del déficit de la Sanidad para acordar con los de las Comunidades Autónomas las aportaciones necesarias. En el caso de la CAV, el lehendakari acudía con la expectativa de ver respondidas sus demandas, que pasaban por el reconocimiento, en primer lugar, de que la CAV tiene derecho a percibir la parte proporcional a su población en las aportaciones extraordinarias que el Estado acometa. Un principio irrenunciable para el Ejecutivo vasco y que está en el origen del conflicto del Cupo y sus sucesivos descuentos. A juzgar por los planteamientos trasladados por Zapatero a Ibarretxe, la propuesta del presidente acoge la demanda del lehendakari: el importe correspondiente a la CAV sería minorado de la aportación de ésta al Estado a través del Cupo. Lo que demuestra que el conflicto, generado por una divergencia de raíz política con el anterior Gobierno "popular", no debió producirse ni dilatarse por cuanto que el modelo ofertado ahora por el socialista reconoce el derecho de los regímenes forales, y por tanto también de Nafarroa, de participar de estos fondos. Llegados a este punto la primera cuestión (por qué ha durado y se ha enconado tanto la divergencia también con el nuevo Gobierno español) vuelve a tener respuesta en un argumento político que habla más de pulsos y desconfianzas que de razones asumibles para el ciudadano. La segunda es la obligada aplicación del mismo principio al vigente conflicto y, en consecuencia, que el Estado deje de descontar los importes por Sanidad, Ertzaintza y gastos a causa del "Prestige". Siendo consecuente, la decisión debería ser automática.

EL PAIS Conocía la Propuesta de Financiación antes que los Presidentes

Por Sin Pancarta - 17 de Septiembre, 2005, 6:48, Categoría: El Impuestazo

El diario de PRISA adelantaba en su edición del sábado la propuesta hasta entonces inédita: El presidente del Gobierno, Rodríguez Zapatero, acudirá hoy a la Conferencia de Presidentes que se celebra en el Senado con una propuesta de financiación sanitaria que, según destaca EL PAÍS en exclusiva, "eleva más de un 50% su oferta inicial". El citado diario adelanta que Zapatero ofrecerá una aportación directa a las autonomías para sus gastos sanitarios superior a los 750 millones de euros anuales (250 millones más que los fijados inicialmente). Asimismo, garantizará a los presidentes autonómicos que mantendrá la aportación anual no sólo durante los dos próximos años, como se planteaba en la primera propuesta, sino hasta que se apruebe un nuevo sistema de financiación.

El Gobierno mantendrá también su propuesta de subir los impuestos del alcohol (10%) y del tabaco (5%), que dependen directamente de la Administración central pero que repercuten en las comunidades autónomas, que recibirán por este concepto 25 millones de euros anuales. Por su parte, las autonomías aceptan que el Ejecutivo duplique su capacidad de gravar el impuesto de venta minorista de hidrocarburos (de 2,4 céntimos a 4,8) pero ninguna comunidad piensa aplicarlo.

EL PAIS

Sábado, 10 de septiembre de 2005

ZAPATERO SUBE MÁS DE UN 50% SU OFERTA INICIAL PARA LA FINANCIACIÓN SANITARIA

Luis R. Aizpeolea

La propuesta del Ejecutivo a los presidentes autonómicos mantiene el incremento de impuestos estatales

Madrid - El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, afrontará hoy el principal problema financiero de las comunidades -el déficit de recursos para cubrir el gasto sanitario- con una propuesta en la Conferencia de Presidentes que se celebrará esta mañana en el Senado que supone más de un 50% de aumento respecto al plan inicial presentado la semana pasada por el vicepresidente económico, Pedro Solbes. Zapatero ofrecerá una aportación directa a las autonomías para sus gastos sanitarios superior a los 750 millones de euros anuales (250 millones más que los fijados inicialmente).

El Ejecutivo planteó la pasada semana una serie de medidas, negociadas en el Consejo de Política Fiscal y Financiera, para hacer frente al déficit de financiación sanitaria que los presidentes autonómicos aseguran que sufren sus haciendas regionales. Esa propuesta comprometía una aportación directa de 500 millones de euros al año en los ejercicios 2006 y 2007. La propuesta que Zapatero trasladará hoy a los presidentes autonómicos aumenta esa cifra en más del 50% y garantiza que mantendrá la aportación anual no sólo durante los dos próximos años, sino hasta que se apruebe un nuevo sistema de financiación autonómica. Además, previsiblemente, el presidente del Gobierno retirará la propuesta de recargo de la electricidad.

El último modelo fue aprobado durante el mandato del PP con el consenso de todas las comunidades. Para resolver los problemas del gasto sanitario, aquel modelo planteaba la cesión de más capacidad normativa a las autonomías sobre determinados impuestos -que las comunidades no han utilizado o, en caso de hacerlo, ha sido para bajar la carga fiscal- y la creación de un impuesto nuevo que grava la venta minorista de hidrocarburos -que sólo han aplicado cinco de las 17 comunidades-.

En las últimas horas, el Gobierno ha dialogado con todas las autonomías para conocer su predisposición a dar su visto bueno a un plan de financiación que, en cualquier caso, beneficiará a todas las comunidades, incluso a las que voten en contra del mismo, según ha garantizado el Ministerio de Economía.

De los contactos mantenidos, la Administración socialista ha sacado la sensación de que las autonomías del PP son favorables al plan del Gobierno por las necesidades urgentes de financiación que tienen. Todas, salvo Madrid y Murcia, según explicaron ayer fuentes del Ejecutivo central.

El Gobierno mantiene su apuesta por subir los impuestos del alcohol (10%) y del tabaco (5%), que dependen directamente de la Administración central pero que repercuten en las comunidades autónomas, que recibirán por este concepto 125 millones de euros cada año.

Por su parte, las autonomías aceptan que el Gobierno duplique su capacidad de gravar el impuesto de venta minorista de hidrocarburos (de 2,4 céntimos de euro a 4,8), pero ninguna comunidad piensa aplicarlo.

EL PAIS

Sábado, 10 de septiembre de 2005

EL GOBIERNO CORRIGE SU PLAN CON LAS PROPUESTAS DE LAS COMUNIDADES

Madrid - La reunión celebrada el pasado miércoles en el Ministerio de Hacienda que reunió a los representantes del Gobierno central con los de las comunidades permitió mejorar la oferta inicial del Ejecutivo socialista con las propuestas que defendieron los consejeros autonómicos. La mejora de los ingresos de las comunidades gracias al nuevo plan, que se somete hoy al veredicto de la Conferencia de Presidentes, son las que siguen:

- Aportación de la Administración central. La oferta inicial del Gobierno central precisaba que se aportaría a las comunidades una cantidad fija de 1.000 millones en dos años. Ante la petición de las autonomías de elevar esa cantidad, el Ejecutivo prometió una mejora y, además, que no sería sólo durante los dos próximos años sino hasta que se apruebe un nuevo sistema de financiación autonómica.

- Tres nuevos fondos. La Administración central se comprometió a crear cuatro nuevos fondos de recursos para problemas específicos de algunas autonomías. Un fondo beneficiará la insularidad y recaerá en las comunidades de Canarias y Baleares. Otro afectará a las regiones más turísticas pues pretendía resolver las necesidades de financiación para la atención a no residentes. Un tercero reforzará los recursos para los servicios sanitarios que se destinan a accidentes de trabajo.

- Garantía para las comunidades más pobres. El Gobierno, ante el problema que plantearon tanto comunidades del PP (Castilla y León, Galicia) como del PSOE (Castilla-La Mancha, Extremadura) se comprometió a que las autonomías reciban siempre un incremento de recursos para sanidad no inferior al crecimiento de la economía española.

- Subida de impuestos. El Ejecutivo socialista mantiene su compromiso de subir los impuestos del tabaco (un 5%) y del alcohol (un 10%), que cobra la Administración central pero que repercute en las autonomías. Con esa subida, según los cálculos del Ministerio de Economía y Hacienda, las comunidades podrán tener una financiación adicional de 125 millones de euros cada año. Además, el ministerio mantiene su oferta de más capacidad normativa para que las autonomías puedan subir el impuesto que grava la venta minorista de hidrocarburos de un máximo de 2,4 céntimos de euro por litro de combustible a 4,8 céntimos de euro.

- Anticipos. La mejora del sistema de financiación autonómica que introduce la propuesta del Gobierno central permitirá a las autonomías cobrar antes todo lo que les corresponde en concepto de liquidación de cobro de impuestos por parte de la Administración central, según el compromiso adquirido por el vicepresidente segundo, Pedro Solbes.

Esta propuesta, que será sometida hoy al juicio de los presidentes autonómicos, deberá ser ratificada en el Consejo de Política Fiscal y Financiera.

El Gobierno Hace Pública su Propuesta tras Ser Publicada en EL PAIS

Por El Observador - 17 de Septiembre, 2005, 6:27, Categoría: El Impuestazo

Sólo después de la aparición en el diario EL PAIS de la propuesta del Gobierno el Ministerio de la Presidencia hacía público el mismo día de la Cumbre una Nota de Prensa donde se explicaba sin grandes detalles la nueva propuesta que sustituía a la presentada días atrás en Moncloa por tres ministros, incluido Solbes. Más improvisaciones, más desastres en cascada.

Ministerio de la Presidencia

Sábado, 10 de septiembre de 2005

EL GOBIERNO TRIPLICA SU OFERTA INICIAL Y ESTABLECE NUEVAS MEDIDAS PARA MEJORAR LA ASISTENCIA Y RACIONALIZAR EL GASTO

Nota de Prensa

- La propuesta del Presidente da solución a los dos problemas de la financiación sanitaria: la falta de fondos y la necesidad de liquidez para hacer frente a su gasto.

- Se establecerá una Cartera Básica de Servicios que garantizará a todos los ciudadanos las mismas prestaciones de Sanidad Pública, vivan en la CC.AA. que vivan.

(10-septiembre-05) En la Conferencia de Presidentes, celebrada hoy en el Senado, el Presidente del Gobierno ha ofrecido una propuesta que supone triplicar la hecha inicialmente. La propuesta establece, asimismo, medidas para racionalizar el gasto sanitario y garantizar una mejora en la prestación de servicios sanitarios al ciudadano, tal como figuraba en el texto de la primera propuesta del Gobierno.

La oferta del Presidente del Gobierno se traduce en una aportación adicional a las Comunidades Autónomas, con cargo a los Presupuestos Generales del Estado, de 1.677 millones de euros cada año y otros 1.365 millones de euros que recibirán, con dos años de antelación, de la liquidación del Sistema de Financiación. Eso supone, en la práctica que las CC.AA. tendrán TRES MIL MILLONES DE EUROS más que hasta ahora, para atender su gasto sanitario.

Toda la aportación de este aumento de recursos que hace el Estado, podría incrementarse en un 40%, si las CC.AA. hacen uso de su capacidad normativa.

La propuesta da solución a los dos problemas planteados por la CC.AA.

La oferta de 3.000 millones de euros, realizada hoy por el Gobierno da solución a los dos problemas que preocupan a las CC.AA.:

1.- Insuficiencia de fondos. Quedaría subsanada con la aportación adicional de 1.677 millones de euros que ahora recibirían;

2.- Retraso en el cobro de las cantidades que les corresponde recibir, como consecuencia del actual sistema de liquidación, aprobado por el Gobierno del PP, que les ocasiona problemas de liquidez. Esto también quedaría resuelto con el adelanto en dos años del 100% de su liquidación (impuestos cedidos y Fondo de Suficiencia). La cantidad adelantada por este concepto asciende a 1.365 millones de euros.

Medidas de racionalización del gasto

Aunque la Sanidad Pública en España es una de las mejores del mundo, el Gobierno y las CC.AA. coinciden en que es posible mejorarla aplicando una serie de medidas que permitan racionalizar el gasto sanitario, para hacerlo más eficiente y que se traduzca, en la práctica, en una mejora de la calidad de las prestaciones sanitarias a los ciudadanos.

Con este objetivo, se definirá la Cartera Básica de Servicios prestados por el Sistema Nacional de Salud, lo que garantizará que, en España, todos los ciudadanos tendrán iguales prestaciones, vivan donde vivan.

Se desarrollará aún más la Atención Primaria y la Atención Domiciliaria. Eso permitirá, además, disminuir la presión asistencial sobre las urgencias y la atención hospitalaria de forma que favorecerá la reducción de las listas de espera.

Asimismo, se mejorarán los sistemas de compras de productos sanitarios y la eficiencia en la prestación farmacéutica para que el gasto en medicamentos sea el realmente necesario.

Los canales y sistemas de información a los pacientes se mejorarán también de forma sustancial.

El Mismo Día de la Cumbre los Presidentes Autonómicos Desconocían la Propuesta

Por Narrador - 17 de Septiembre, 2005, 6:17, Categoría: El Impuestazo

Pues como han podido leer anteriormente mientras los Presidentes Autonómicos desconocían la propuesta del gobierno el mismo día de la cumbre, la madrugada anterior conocíamos los términos a través de las páginas de EL PAIS. Seriedad, planificación y rigor sobre todo.

LOS TITULARES

EL PAÍS: "Zapatero eleva más de un 50% la oferta para la sanidad"

ABC: "El PP sólo negociará la financiación sanitaria sobre la base de su propuesta"

LA RAZÓN: "El Gobierno achaca el olvido de la bandera a un error de papelería".

LA INFORMACION

Los presidentes de las autonomías gobernadas por el PP censuraron ayer no haber recibido con antelación y por escrito la oferta definitiva para la financiación de la Sanidad que Zapatero presentará hoy en el Senado. Tras reunirse en Madrid con su líder, Mariano Rajoy, los populares adelantaron que sólo negociarán sobre la propuesta que presentaron en el Consejo de Política Fiscal, por considerar que es la única que está sobre la mesa, aunque se mostraron dispuestos a escuchar la oferta del Ejecutivo, siempre que se acerque a los 1.800 millones de euros anuales que reclamaban. Al término de la reunión celebrada en la calle Génova, el PP hizo pública una nota en la que califica de "falta de respeto" de Zapatero el hecho de no haber recibido una oferta para estudiarla en las horas previas a la celebración de la Conferencia de Presidentes. El presidente de La Rioja, Pedro Sanz, mostró su "indignación, desilusión y sorpresa" por este hecho y criticó al jefe del Ejecutivo por "incumplir su compromiso de llevar una propuesta acordada en el Consejo de Política Fiscal y Financiera". El consejero de Economía del Gobierno valenciano, Gerardo Camps, llegó a asegurar por la mañana que las autonomías gobernadas por el PP no aceptarían la propuesta del Gobierno "sea cual sea" si no la recibían a lo largo del día. Por su parte, la responsable de Política Autonómica del PP, Soraya Sénz de Santamaría, afirmó que la única propuesta "firme y seria" para solucionar el déficit sanitario es la que llevará su partido a la Conferencia de Presidentes, por lo que espera que el acuerdo se suscite en torno a esos 1.800 euros que exigen.

Por otra parte, la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, amenazó con no acudir a la Conferencia si no aparecía la bandera de España en las salas donde los presidentes autonómicos ofrecerán sus ruedas de prensa al término de la reunión. Según destaca LA RAZÓN en portada, desde el Gobierno atribuyeron ayer a un "error de papelería" la ausencia de la bandera española en los paneles instalados en el Senado y varios operarios se apresuraron a corregir el fallo in extremis. "Este incidente no es más que otro reflejo del caso en el que está metido Zapatero", afirma en el citado diario el portavoz del PP en el Senado, Pío García Escudero.

Fuentes del Ejecutivo consultadas por EL MUNDO daban ayer por hecho el acuerdo con los presidentes autonómicos del PP: "Zapatero les hará una oferta que no podrán rechazar. ABC dice que en Moncloa confían en que la propuesta que hoy haga Zapatero culmine en un éxito parcial, con soluciones "intermedias" que acepten todos y que se plasmen después, "ya sin tantas luces y focos", en el Consejo de Política Fiscal y Financiera. Por su parte, LA VANGUARDIA dice que en el PSOE consideran que hoy habrá un acuerdo y estiman que si las comunidades del PP no se suman a él, demostrarán que sacrifican el interés de los ciudadanos a una estrategia de acoso al Ejecutivo.

EL PAÍS, único diario que incluye en su información los detalles de la última oferta del Gobierno sobre financiación sanitaria (antes de que la conozcan los propios interesados), señala que representantes del Ejecutivo han dialogado con todas las autonomías para conocer su grado de aceptación y han sacado la sensación de que todas, incluidas las gobernadas por el PP, son favorables a la propuesta por las necesidades urgentes de financiación que tienen.

LOS EDITORIALES

"Política de farol", ABC. Como en una partida de póquer, el Gobierno y el Partido Popular jugaron ayer al despiste. La financiación de la sanidad fue el argumento que sirvió para escenificar una batalla donde lo económico y lo político se mezclaron durante toda la jornada, en vísperas de una cumbre autonómica que el Gobierno quería vender, en términos de opinión pública, como la conferencia del consenso. El PP pretendía llegar a la reunión de hoy con el pescado vendido, temerosos de que el Ejecutivo aprovechara la foto de familia para engatillar por debajo de la imagen un pie con el titular "Zapatero logra el acuerdo sobre la Sanidad en la Conferencia de Presidentes". Ceremonia de la confusión en la que unos y otros jugaron todo el día al gato y al ratón y se aguardaron el as de la manga hasta el último momento.

"Errores de papelería", LA RAZÓN. Dice en su editorial que el olvido de la bandera no es el mejor presagio de la Cumbre de Presidentes. Los reiterados errores del actual Gobierno con la bandera de España, empiezan a ser preocupantes, tanto por la frivolidad que delatan cuanto por las excusas que, a posteriori, aduce el portavoz de turno. La de hoy será una cumbre de enorme trascendencia para resolver la financiación de la deficitaria sanidad pública, pero también para garantizar la igualdad de todos los españoles a recibir las mismas prestaciones médicas. Pero, dice este rotativo que da la impresión de que el Gobierno de Zapatero no desea un acuerdo, tan necesario para todos, dada la incertidumbre y secretismo que rodea su propuesta. La clave de esta cumbre reside en comprobar la voluntad de todos los presidentes autonómicos en avanzar en la solidaridad de todos los españoles y en evitar rupturas entre comunidades con reivindicaciones nacionalistas.

ARTICULOS DE OPINION

"Primer violín", Raúl del Pozo. EL MUNDO. "Con buena voluntad, Zapatero ha escuchado las reclamaciones autonómicas y ha pretendido dar anchura federal a sus rencores; es un político reformador. Tal vez su gestión política sea a la larga una equivocación histórica, pero nadie le negará que ha tenido el valor de equivocarse".

"Tornados", Lucía Mendez. EL MUNDO. Después de tantos tornados, España vivirá hoy una jornada histórica. En la Conferencia de Presidentes, el campeón del diálogo como finalidad en sí misma firmará un acuerdo de financiación sanitaria con las comunidades. Increíble. Un pacto concreto que incluye al PP. Ni al autor de ''El Código da Vinci'' se le hubiera ocurrido un final más inesperado.

"El cupo es poco", Manuel Angel Martín. ABC. No se perciben presagios optimistas sobre los resultados de la Conferencia de Presidentes autonómicos por más que su función y fines sean simplemente de carácter ritual y protocolario. Unos utilizarán la reunión para confirmar que el Estado va bien y tiene dinero para pagar el déficit de Sanidad, y otros la utilizarán como palanca para arreglar sus contenciosos "bilaterales" con lo que llaman el poder central. Se supone que a la reunión se va con los deberes hechos, pero el Gobierno vasco puede ir más bien a poner deberes a los demás. Del intercambio de interpretaciones entre Fernández de la Vega y Zenarruzabeitia se infiere que siguen abiertas las discrepancias sobre el Cupo.

"Todo por la pasta", Juan Antonio Vera. LA RAZÓN. Los ibarreches son muy solidarios y vienen a pedirle hoy a Zetapé que les dé por solidaridad lo mismo que a los demás por Sanidad

La Culpa Es de la Paplería

Por Narrador - 17 de Septiembre, 2005, 6:02, Categoría: General

Ayer les comentábamos la ausencia de la enseña nacional en los paneles de la Conferencia de Presidentes Autonómicos. Pues para asombro de propios y extraños desde Moncloa se atribuyó a un «error de papelería» la ausencia de la enseña nacional en el fotomontaje con las banderas autonómicas que adorna los carteles, así como en el resto del material conmemorativo de un cónclave marcado por la discusión sobre la financiación sanitaria. Un portavoz autorizado confirmaba a primera hora a las agencias la decisión de solucionar el problema antes del inicio de la Conferencia.

LA RAZON

Sábado, 10 de septiembre de 2005

EL GOBIERNO HABLA DE «ERROR DE PAPELERÍA» Y RECUPERA IN EXTREMIS LA BANDERA DE ESPAÑA

C. Morodo y J. López

Los operarios trabajaron hasta la madrugada para colocar la enseña nacional en las salas de la Conferencia de Presidentes

Madrid - El eco de la denuncia pública de la ausencia de la bandera española de los carteles y del material impreso con motivo de la II Conferencia de presidentes autonómicos, que se celebra hoy en el Senado, obligó ayer al Gobierno a justificarse y a rectificar in extremis. En veinticuatro horas, los operarios tuvieron que deshacer el trabajo realizado –y supervisado en la jornada previa por los responsables de protocolo de Moncloa– y procedieron a cambiar los diecinueve paneles ya instalados en otras tantas salas habilitadas para que cada uno de los «barones» pueda informar esta mañana a la Prensa de la posición que ha defendido a puerta cerrada. Entrada ya la noche, aún continuaban los trabajos en la Cámara Alta. En este pequeño caos de organización de última hora, también el reparto de acreditaciones entre los periodistas tuvo que ser pospuesto.

Desde Moncloa se atribuyó a un «error de papelería» la ausencia de la enseña nacional en el fotomontaje con las banderas autonómicas que adorna los carteles, así como en el resto del material conmemorativo de un cónclave marcado por la discusión sobre la financiación sanitaria. Un portavoz autorizado confirmaba a primera hora a las agencias la decisión de solucionar el problema antes del inicio de la Conferencia. «Hoy [por ayer] se está trabajando duro para cambiar todo el material de papelería donde se insertaba esta imagen», indicó a Servimedia.

«Un cambio de imagen». La explicación del «error» es que en esta II Conferencia de Presidentes «se ha querido proceder a un cambio de imagen» –el año pasado, la bandera nacional sí que lucía con sus compañeras autonómicas en los paneles decorativos y en el resto del material–, modificando el esquema circular del logotipo por otro rectangular. Nadie se percató de la significativa ausencia en el momento de revisar las modificaciones introducidas, sin que este suceso, según recalca Moncloa, tenga más significado que el de un «simple error de papelería». Uno de los «fontaneros» monclovitas encargados de la organización de este evento atribuye directamente la equivocación a la imprenta, ya que la responsabiliza de haber cogido el modelo equivocado entre los borradores manejados. La rectificación rápida y expresa no frenó la cascada de críticas que ayer desató la denuncia realizada por este periódico. La presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, se erigió en portavoz de todos los «barones» de su partido y condicionó la asistencia a la Conferencia a la «reposición» de la bandera española. Antonio Basagoiti, presidente del Partido Popular en Bilbao, señaló que este hecho «refleja el afán continuo del Gobierno socialista por agradar a los nacionalismos autonómicos».

«Volvemos a ver otro gesto que sólo redunda en beneficio de los nacionalismos. Zapatero es el mejor presidente que podrían tener Carod- Rovira e Ibarretxe, ya que va a hacer todo lo posible para agradarles».

En las filas socialistas también se levantaron voces como la de Gotzone Mora, edil en Guecho. «O nos sentimos orgullosos de nuestra bandera o, al final, tendremos vergüenza de ser españoles. Más vale que el presidente del Gobierno no olvide nunca este principio ni su responsabilidad a la hora de reivindicar lo que representa España ante los nacionalismos que están potenciando la ruptura».

Pero las quejas no se escucharon sólo desde el ámbito político. Con parecida contundencia a la de Aguirre, Basagoiti o Gotzone Mora se posicionó Alfonso Sánchez, presidente de la Unión Profesional de la Guardia Civil (UPGC), quien subrayó que «estos comportamientos sólo muestran una incultura constitucional y poco sentido común». Sánchez afirmó que «la bandera de España es un signo reconocido y tiene que estar en todos los actos», e instó al Defensor del Pueblo a investigar «este olvido».

El «descuido» o «error» del que se habla desde el Gobierno ha obligado a aumentar los gastos de un evento que ya el año pasado se saldó con un alto coste, asumido, por cierto, por la Cámara Alta dentro de su partida para mantenimiento, según confirmaron fuentes populares. La peana con la bandera española sí ha brillado desde un primer momento con todas las demás enseñas autonómicas en el Salón de los Pasos Perdidos habilitado para la sesión plenaria.

Las Partidistas Lecciones Morales de Pérez Royo

Por Narrador - 17 de Septiembre, 2005, 5:00, Categoría: General

Dice este sujeto: “Para la dirección actual del PP el Gobierno socialista tiene una muy discutible legitimidad de origen y carece de legitimidad de ejercicio. Eso no es crítica política democrática. Eso es otra cosa. Es juego sucio.” Lástima que todo conozcamos a este peculiar docente, lástima que conozcamos sus habituales silencios cómplices. El ‘Gobierno ZP’ es legal, de eso no hay duda, pero respecto a la legitimidad habría mucho que hablar. La legitimidad no sólo emana de un resultado electoral que pese ha todo sí es legítimo. Por cierto ¿Cómo era? ¿El gobierno ilegal, ilegítimo e inmoral? ¿Eso decían del Gobierno Aznar? ¿Dónde estaba Pérez Royo de aquella?

EL PAIS

Sábado, 10 de septiembre de 2005

JUEGO SUCIO

Javier Pérez Royo

La primera obligación de un partido que gana las elecciones es formar Gobierno. Es una obligación de cuyo cumplimiento depende que se inicie la legislatura, ya que en nuestro sistema parlamentario el Congreso de los Diputados sólo existe política y jurídicamente si es capaz de investir al candidato propuesto por el jefe del Estado como presidente del Gobierno. Sin la investidura del presidente tras la celebración de las elecciones generales y la subsiguiente formación del Gobierno la legislatura no puede empezar. Si el Congreso de los Diputados no es capaz de investir a ningún candidato en el plazo de dos meses, se produce la disolución automática de la Cámara y la convocatoria de nuevas elecciones.

Ahora bien, un Gobierno tiene que constituirse con base en los resultados electorales. La decisión sobre el Gobierno posible la han tomado los ciudadanos a la hora de ejercer el derecho de sufragio. No son los dirigentes de los partidos los que deciden la formación del Gobierno, sino que los dirigentes se limitan a concretar la fórmula que los ciudadanos hayan decidido.

Esa decisión de los ciudadanos es inapelable y, por ello, la concreción de la fórmula que se hace en el acto de investidura debería ser inobjetable. Incluso cuando dicha concreción está en contradicción con lo que el candidato a presidente del Gobierno y su partido han sostenido en la campaña electoral. José María Aznar y el PP estuvieron durante toda la legislatura del 93 al 96 anatematizando el acuerdo de investidura entre el PSOE y CiU y no hicieron en la campaña electoral ninguna propuesta de posible acuerdo con los partidos nacionalistas para la formación de Gobierno. Y, sin embargo, cuando los resultados de las elecciones generales de 1996 exigieron dicho acuerdo, nadie criticó que se alcanzara, sino todo lo contrario.

Eso es lo que supone aceptar un resultado electoral. No sólo formalmente, sino también materialmente. Cuando el cuerpo electoral ha decidido que un Gobierno únicamente se puede constituir contando con partidos nacionalistas, no es legítimo objetar que la constitución de un Gobierno con apoyos de tales partidos supone la ruptura de la unidad de España. Esa crítica supone la no aceptación del resultado electoral y, en consecuencia, la negación del principio de legitimidad democrática en el que descansa el Estado.

En esas estamos. La dirección del PP se ha pasado este primer año de legislatura poniendo en cuestión la legitimidad de origen del Gobierno presidido por José Luis Rodríguez Zapatero por el atentado terrorista del 11-M, pero, a medida que nos vamos alejando de aquella fecha, ha ido poniendo el énfasis en la falta de legitimidad de ejercicio de dicho Gobierno como consecuencia de su dependencia de partidos nacionalistas, que pone en cuestión el principio de unidad política del Estado que el artículo 2 de la Constitución proclama como presupuesto y límite para el ejercicio del derecho a la autonomía de las nacionalidades y regiones que integran España.

Para la dirección actual del PP (mucho más todavía para José María Aznar, cuyas declaraciones al diario Clarín de Buenos Aires el pasado jueves no pueden ser más tremendistas), el Gobierno socialista tiene una muy discutible legitimidad de origen y carece de legitimidad de ejercicio. Eso no es crítica política democrática. Eso es otra cosa. Eso es juego sucio. En democracia se puede discutir casi todo, pero no todo. Y lo primero que no es discutible son los resultados electorales. Ello supone la aceptación de los resultados en cuanto tales y también la legitimidad de la fórmula de Gobierno que dichos resultados hacen posible.

Me temo que así nos vamos a pasar toda la legislatura, a menos que la dirección del PP advierta pronto que, como recordaba el domingo pasado Javier Pradera, lo que está haciendo es tirar piedras contra su propio tejado.